Lun. Ago 15th, 2022

El petróleo intermedio de Texas (WTI) abrió este jueves con una subida de 0.12% hasta los 90.77 dólares el barril, un ligero rebote que se da despúes de la caída de los datos de una débil demanda de combustible en Estados Unidos.

A las 9:00 hora local de Nueva York (13.00 GMT), los contratos futuros del WTI para entregar en septiembre ganaban 11 centavos de dólar con respecto al cierre de la sesión anterior.

Las pérdidas de petróleo se aceleraron ayer despúes de que los datos de EE.UU. mostraron que las reservas de crudo y gasolina aumentaron.

Los inventarios de petróleo crudo de EE.UU. aumentaron inesperadamente la semana pasada debido a la caída de las exportaciones y la reducción de las refinerías.

Te puede interesar: Suiza adopta nuevas sanciones de la UE contra Rusia y permite pagos de petróleo

Por otra parte, el miércoles, la alianza petrolera OPEP+ anunció un aumento simbólico del bombeo de solo un 0.22% para el próximo mes.

“En pocas palabras, las preocupaciones sobre la demanda son ahora la influencia dominante en el mercado mundial de la energía y, aunque las preocupaciones sobre la oferta persistirán con la guerra entre Rusia y Ucrania, necesitaremos ver evidencias de que la demanda se estabilice para que el mercado del petróleo comience un tope a corto plazo”, indica el analista Tom Essaye, en un informe de la firma Sevens Report.