El gobierno de Donald Trump comenzó este lunes la construcción de su ansiado muro

una de sus principales promesas de campaña para llegar a la Casa Blanca— en un tramo de la frontera en Santa Teresa, Nuevo México. El agente Aaron Hull, jefe de patrulla del sector de El Paso, indicó este lunes que “el presidente comenzó su proyecto. Se supone que la obra debe comenzar hoy”. Un tercio de la frontera común ya tiene una barrera, hasta ahora conocida como “valla” por la Patrulla Fronteriza y otras agencias federales, reportó la cadena ABC.

“Va a ser más difícil pasar, más difícil pasar por debajo”, dijo Hull durante una conferencia de prensa en Santa Teresa. El año pasado se aprobó el plan de sustituir 32 kilómetros de barreras para vehículos por vallas hechas con gruesos postes de acero conocidos como ‘bolardos’. El proyecto costará alrededor de 73,3 millones de dólares y tomará alrededor de un año para completarse.

El muro tendrá por lo menos 5 metros de altura con una placa de un metro y medio en la parte superior para evitar que la gente trepe. Se rellenará con hormigón y barras de refuerzo. Habrá otro par de metros de concreto debajo para evitar que la gente excave debajo, informó la agencia AP.

La secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, viajará a Santa Teresa este jueves para supervisar la construcción y visitará la academia de entrenamiento de la Patrulla Fronteriza.

About Papaleno Martinez